El valor de ser un miembro

El valor de ser un miembro

¿Porque debería comprometerme con la iglesia y entregar mi voluntad al pastor?

Dios,  es un Dios de pacto y desea que los hombres pacten con Él. Al contraer matrimonio uno adquiere un estatuto, unos derechos y unas obligaciones. El bautismo es el acta por el cual uno adhiere a la familia de Dios. No es solo un ritual en el cual uno se declara un pecador arrepentido. Sino que marca el principio de una nueva vida  comprometida con el evangelio como miembro de la familia de Dios.

Existen numerosos beneficios en ser miembro.

1)    Identifica a una persona como un genuino creyente.

Ef.2.19 ya no sois extranjeros ni advenedizos, sino conciudadanos de los santos, y miembros de la familia de Dios.

Ro.12.5 siendo muchos, somos un cuerpo en Cristo, y todos miembros los unos de los otros.

2)    Proporciona una familia espiritual que lo apoya y lo alienta en su caminar con Cristo.

Gá.6.1, 2 si alguno fuere sorprendido en alguna falta, vosotros que sois espirituales, restauradle con espíritu de mansedumbre, considerándote a ti mismo, no sea que tú también seas tentado. Sobrellevad los unos las cargas de los otros, y cumplid así la ley de Cristo. (Amarás a tu prójimo  como a ti mismo).

He.10.24, 25 considerémonos unos a otros para estimularnos al amor y a las buenas obras; no dejando de congregarnos, como algunos tienen por costumbre, sino exhortándonos; y tanto más, cuando veis que aquel día se acerca.

3)    Les da un lugar para que descubran y usen sus dones en el ministerio.  Lectura: 1Co.12.4-27

4)    Los coloca bajo la protección espiritual de líderes consagrados.

He.13.17 Obedeced a vuestros pastores, y sujetaos a ellos; porque ellos velan por vuestras almas, como quienes han de dar cuenta; para que lo hagan con alegría, y no quejándose, porque esto no es provechoso.

Hch.20.28-29 mirad por vosotros, y por todo el rebaño en que el Espíritu Santo os ha puesto por obispos, para apacentar la iglesia del Señor, la cual él ganó por su sangre. Porque yo sé que después de mi partida entrarán en medio de vosotros lobos rapaces, que no perdonarán al rebaño.

5)    Les da la responsabilidad que necesitan para crecer.

Ef.5.21 Someteos los unos a los otros en el amor de Dios.

Eso sí que es complicado por algunos de nosotros. Muchas veces reconocemos que nuestras vidas están hecho un desastre tanto sea en nuestra economía, que en nuestra relación con el conyugue, en la relación y educación de los niños. En resumen, nuestras vidas están hechas una ruina. Pero no queremos hacer caso a los demás. No recibimos, ni escuchamos el consejo de nadie. Queremos hacer parte de un grupo y al mismo tiempo somos orgullosos, individualistas y egoístas. Pero Dios no quiere de esto por tu vida. Debemos aprender a vivir como miembro del ejército de Dios.

Ilustración: Lo hermoso y lo armonioso que es el matrimonio.

Debemos aprender a ser responsable; En cuanto a nuestro caminar y a nuestro testimonio. En cuanto a nuestro ministerio en la familia de Dios. En cuanto a nuestros deberes económicos. Si queremos tener una familia unida, respetada y honrada, es el precio a pagar. Disfruta siendo un miembro de la familia de Dios cumpliendo con tus obligaciones. Hoy, mientras cantamos unas alabanzas. Comprométete con Dios a ser un miembro que cumple con sus deberes.

Bosquejo del libro “Una iglesia con propósito” de Rick Warren. Editorial Vida. Adaptado por el pastor René.

Esta entrada fue publicada en Bosquejo - predicas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s